21 de abril de 2021

Tu Diócesis

INFORMACIÓN RELIGIOSA EN RED

EL RECTOR MAYOR DE LOS SALESIANOS EN LA LÍNEA DE LA CONCEPCIÓN

MIGUEL ÁNGEL M. NUÑO. www.donbosco.es

INICIO.

43762009514848Hubo que votar, «según una mera cuestión de orden», como reconoció por anticipado el alcalde, don Juan Carlos Juárez. Y es que el resultado estaba claro desde el principio: don Pascual Chávez -«y en este reconocimiento a mi persona van todos los salesianos»- fue distinguido a su llegada a la ciudad de La Línea de la Concepción (Cádiz) con los honores correspondientes al título de «Visitante de Honor». El Pleno extraordinario de la corporación municipal tuvo lugar en el Palacio de exposiciones y congresos, ante varios cientos de jóvenes, adultos y autoridades de la ciudad costera. Fue el preámbulo a una mañana soleada y ventosa en la que toda la Comunidad Educativo-Pastoral (CEP) de La Línea, y la Familia salesiana, celebraban la visita del Rector Mayor, uno de los hitos más importantes del año cincuentenario que está tocando a su fin.

A su llegada a la Casa salesiana linense, los alumnos tenían preparado un cálido recibimiento, con algunas actuaciones musicales, y palabras de agradecimiento al sucesor de Don Bosco. A continuación, el mismo patio del colegio que ve a diario jugar y divertirse a los jóvenes, sirvió de altar para celebrar la eucaristía, en la fiesta de Madre Mazzarello. Don Chávez les exhortó en su homilía a ser capaces de estar disponibles para Dios, como la santa cofundadora del instituto de las Hijas de María Auxiliadora, «a pesar de las limitaciones personales que se puedan encontrar». Y a tal fin, les indicó como referentes a Domingo Savio, a Laura Vicuña y al joven voluntario Sean Devereaux, asesinado hace pocos años mientras cumplía con su misión en países de África.

Antes de pasar al almuerzo fraterno, los representantes de la CEP tuvieron la oportunidad de dialogar «con el padre» de la Familia salesiana. Universitarios, alumnos del colegio, padres y devotas de María Auxiliadora escucharon las respuestas a las cuestiones que le fueron planteadas: opción de los salesianos por el mundo universitario, el origen de su opción vocacional, la transmisión y celebración de la fe, el papel de los padres en la educación de los hijos…

Comienza el 75º aniversario de la Casa salesiana de La Línea

Ya por la tarde, el centro de atención se desplazaba al otro lado de la bahía. Algeciras también esperaba con alegría la visita de don Pascual Chávez, para empezar otra efeméride: el 75 aniversario de la llegada de los salesianos a esta ciudad portuaria. Primero atendieron las parroquias; después, su propio colegio. Los recuerdos que se acumulaban en la historia de esta casa desde 1934 fueron desgranados por el arcipreste, el padre Yanes, testigo privilegiado de la historia de Algeciras en los últimos decenios. Él mismo puso voz al decreto del obispo de Cádiz y Ceuta, monseñor Antonio Ceballos, por el cual se concedía el cambio del actual patronazgo de la parroquia salesiana, por uno nuevo: «Parroquia de María Auxiliadora y San Isidro». El teatro estalló de alegría y aplausos. Antes, palabras de saludo a don Pascual por parte de los alumnos e intercambio de regalos con las autoridades civiles. Y al final, el agradecimiento del Rector Mayor a cuantos hicieron posible que el acto institucional resultara realmente brillante.

Previo a todo esto, el Rector Mayor había comenzado su visita a Salesianos-Algeciras con una celebración de la Palabra, en la que los jóvenes recordaron simbólicamente aquellos inicios de la vida salesiana en la localidad, y la Palabra de Dios puso el tinte a cuanto se empezaba a celebrar. Don Pascual aprovechó las varias oportunidades que tuvo de hablar en público para expresar sus más profundas convicciones sobre la misión que la Congregación tiene encomendada en medio de la sociedad, y sobre diversos aspectos de la realidad juvenil.

Puede que te interese

3 minutos de lectura
3 minutos de lectura
4 minutos de lectura